miércoles, noviembre 23, 2005

Diarrea por rotavirus 2

Una vez que se ha ingerido, el virus alcanza el intestino. La replicación progresa desde el intestino proximal hacia el distal.
Los enterocitos maduros (células del intestino) en el extremo distal de las vellosidades son destruidos esfacelándose posteriormente hacia la luz intestinal. Quizás la isquemia juegue también un papel importante en esta lesión además del daño directo por los virus. Estos eventos son seguidos de una respuesta blástica de las células de la cripta, las cuales tienden a reepitelizar las vellosidades lesionadas.


DIARREA: MECANISMO FISIOPATOGÉNICO


La diarrea que ocasiona esta enfermedad puede resultar de una o más de las siguientes situaciones: 1) disminución de la superficie de absorción, 2) alteración de la integridad epitelial, 3) deficiencia de disacaridasas (Enzimas) , 4) desequilibrio de los mecanismos de contracorriente con el resultado final de secreción de líquido por el intestino.

Como ya se ha señalado, la infección por rotavirus es mucho más frecuente en los niños de 6 meses a 2 años de edad que lo que se observa antes o después de este intervalo.

CUADRO CLÍNICO


El cuadro clínico varía en su presentación desde aquellos casos que se presentan únicamente como portadores asintomáticos, hasta aquellos casos con manifestaciones severas y, en ocasiones, fatales.
El periodo de incubación es de 48 a 72 horas seguido por la instalación súbita de vómito y diarrea. Muchos niños tienen un cuadro prodrómico respiratorio. Hasta en casi la mitad de los pacientes el vómito precede a la diarrea por 2 a 6 horas; en los demás aparecen de manera simultánea. En 10% de los pacientes no ocurre vómito pero la diarrea es invariable. El número de evacuaciones varía de 3 a 12 en un día, con característica acuosa, abundante y con poco material sólido, y mucho gas . Hasta en dos terceras partes se presenta fiebre y en 5% de los casos el primer dato clínico puede ser un cuadro convulsivo secundario a ella.
Cerca de la mitad de los pacientes cursan con deshidratación, habitualmente de leve intensidad; no obstante, algunos investigadores han encontrado que la deshidratación por diarrea secundaria a infección por rotavirus puede ser más grave que aquella observada en infecciones bacterianas tales como las causadas por las shigelas y por la Escherichia coli enterotoxigénica. En los pacientes adultos es excepcional la presencia de manifestaciones sistémicas.

El periodo de recuperación es de 4 a 7 días, aunque se han informado periodos de hasta 26 días. De manera excepcional se ha reportado también la presencia de sangre en las evacuaciones, pero en esos cuadros deberá pensarse inicialmente en otra etiología del evento diarreico
¿Cómo se puede prevenir el rotavirus?
Las siguientes medidas pueden ayudar a prevenir la transmisión del rotavirus:
-Mantener una higiene adecuada y lavarse bien las manos
-Limpiar las superficies duras, los juguetes y las perillas de las puertas
-Manejar y desechar correctamente los pañales sucios, incluso cuando su hijo ya no tenga síntomas
-La lactancia materna mantenida
Si su hijo desarrolla una infección por rotavirus, es posible que no pueda asistir a la guardería o la escuela mientras esté enfermo.